¿Qué bombilla necesito? Las claves para iluminar tu casa

casaweb optimaled

¿Sabes cómo sacarle partido a tu iluminación? Aprende a optimizar la calidad de la luz en tu hogar. Te mostramos cuál es la bombilla adecuada para cada habitación y cada situación.

La luz afecta a las sensaciones y puedes crear con ella diferentes ambientes. En cada zona de tu hogar, dependiendo de la actividad que suelas hacer, debes crear el espacio adecuado.

En este post vamos a ver el tipo de bombilla que más nos interesa para conseguir el ambiente deseado. Para ello vamos a ver las diferentes características de las bombillas LED y, a partir de ellas, construiremos una pequeña guía que nos ayude a iluminar la casa.

TEMPERATURA DE COLOR

La unidad que mide la temperatura de color son los grados Kelvin (K). Esta medida nos da una idea de la tonalidad de la luz emitida por la bombilla. De esta manera, cuantos más grados K, más blanca será la luz. Por el contrario, una bombilla con menos K emitirá una luz en tonos más amarillentos.

En función del número de K que tenga una bombilla, distinguiremos entre Luz Cálida, neutra o fría.

grados kelvin optimaled

  • Cálida:

Emite luz en colores que van del ámbar a tonalidades rojizas. Ideal para alumbrar habitaciones en las que buscamos relajarnos y descansar. Con estos tonos simulamos la luz natural al atardecer. Momento en el que el cerebro empieza a desactivarse y se prepara para el descanso de la noche. Permiten que el ojo se relaje y el cerebro desconecte, invitan a la tranquilidad y el reposo. Como podréis imaginar, este tono de luz es perfecto para acondicionar dormitorios, salas de estar y, en general, estancias en las que buscamos relax.

Para lograr este ambiente relajado, lo ideal es optar por bombillas con temperaturas entre 2.200 y 3.700ºK

  • Neutra:

Son las tonalidades intermedias, perfectas para estancias en las que buscamos un término medio entre descanso y actividad. Utilizaremos bombillas neutras en zonas como vestidores, tocadores…

Son bombillas neutras las que se encuentran entre 3.800 y 5.000ºK. El color de su luz se parece al del sol a medio día y se adaptan bien a la mayoría de las actividades que queramos realizar.

  • Fría:

En este grupo tenemos las bombillas con más de 5.000 grados Kelvin. Esta luz estimula la actividad cerebral, crea la sensación opuesta a la luz cálida. Con ella veremos de manera clara en las zonas de trabajo. Lo lógico sería utilizarla en zonas como la cocina o el baño.

La propia caja de la bombilla nos facilita los datos de temperatura. En el caso de nuestra web (enlace) lo encontrarás en la ficha técnica del producto.

CRI

El CRI (índice de reproducción cromática) nos indica la capacidad de una bombilla para reproducir los colores naturales. Esto significa que cuanto más alto sea el CRI, más fielmente estarán representados los colores a nuestra vista. El CRI se mide en un rango de 0 a 100. Un valor de 60 a 80, se considera bueno. De 80 a 90 Muy bueno, y por último excelente si se encuentra por encima de 90.

POTENCIA

Esta es la medida en vatios (W) que estamos acostumbrados a manejar aunque, aprovecho para matizar un par de detalles.

El W es una medida de potencia, no de luminosidad.

Antiguamente, en la época de las bombillas de filamento, podíamos establecer una relación relativamente directa entre número de vatios y luminosidad de una lámpara. Actualmente, esto ha cambiado y la intensidad de la luz, no sólo depende de la potencia si no también de la eficiencia de cada lámpara. Así, nos encontramos con que las bombillas LED necesitan alrededor de 8 veces menor cantidad de vatios que las incandescentes para lograr la misma luz. Incluso, dentro de las bombillas LED, existen diferentes niveles de eficiencia. Es decir, tenemos lámparas LED más eficientes que consiguen iluminar mejor que otras con igual número de vatios. La medida que nos va a marcar la eficiencia es el lumen/vatio (Lm/W) y, lo que nos dice, es la cantidad de lúmenes que obtenemos de cada vatio consumido.

LUMEN vs LUX

Como acabamos de anticipar, dos medidas muy importantes que tenemos que entender para alcanzar una iluminación óptima son los lúmenes y los luxes.

El lumen es la unidad del Sistema Internacional de Medidas que sirve para medir el Flujo Luminoso. Es como la capacidad total de una bombilla de iluminar.

El Lux, en cambio, es la unidad que mide la cantidad de luz que hay en un punto en concreto.

Igualmente, vamos a explicarlo con otras palabras:

Con los lúmenes medimos la potencia lumínica de una luminaria. Si para una botella de agua el contenido se mide en litros, para una bombilla se mide en lúmenes. Por lo tanto, cuantos más lúmenes tengamos disponibles, mejor iluminación obtendremos en los puntos a iluminar. La iluminación en un punto se mide con un luxómetro y se expresa en luxes.

Los luxes conseguidos dependerán, a priori, del número de lúmenes, pero también van a influir otros factores, entre los que destacan la distancia del punto de luz a la zona a iluminar, el ángulo de apertura de la luminaria y las zonas de sombra o reflexión donde incide la luz. También influyen otros factores como la composición de la zona a iluminar, el color sobre el que proyectamos la luz… No obstante, como estamos simplificando y pretendemos que se entienda bien, vamos a tener en cuenta solo la distancia y el ángulo de apertura y, a modo de recomendación, mencionamos que si la superficie que vamos a iluminar tiene colores claros o es una superficie que produce deslumbramiento, rebajaremos ligeramente el flujo de luz.

De esta reflexión obtenemos dos conclusiones:

  1.  Ampliando el número de lúmenes de la fuente de luz, se incrementará el número de luxes (siempre y cuando el resto de factores no cambien)
  2.  Según me vaya alejando del punto de luz, aunque el número de lúmenes va a ser el mismo, los luxes en la zona a iluminar disminuirán

Si esto ha quedado claro, podemos establecer una recomendación de luxes necesarios para cada una de las estancias de una casa y una estimación de los lúmenes que vamos a necesitar. Para ello tendremos en cuenta la distancia del punto de luz y el ángulo de apertura de la luminaria. El ángulo de apertura es, pues, otro dato importante que conviene que miremos en la caja antes de comprar una bombilla, lámpara, foco…

ILUMINACIÓN RECOMENDADA PARA UNA CASA

Partimos de las siguientes premisas:

  1.   Casa con techos estándar, a una altura de entre 2,2 y 2,5 metros
  2.   Calcularemos la distancia al punto en el que necesitemos la luz. Es decir: si estoy leyendo en una butaca, calculo que el libro lo tengo a una altura aproximada de un metro. Debido a ello, para calcular la distancia del techo al libro, descuento un metro a la distancia que haya hasta el suelo. Ejemplo: si el punto de luz está a 2,5 metros de altura y el libro está a 1 metro de altura, considero una distancia de 1,5 metros.

Una vez aclarado esto, vamos a ver cuantos luxes necesito para iluminar mi casa y cuantos lúmenes hacen falta para, teniendo en cuenta la distancia y el ángulo de apertura, obtener los luxes necesarios.

Para ello, vamos a pintar en rojo los luxes que necesitamos para iluminar cada zona y, en amarillo, los luxes que vamos a conseguir a través de una luminaria específica para una actividad determinada (Ej: en el salón tendremos una zona de lectura que contará con una lámpara que incremente el número de luxes, pero sólo en esa zona concreta).

luxes vs zona especifica optimaled

 

  • Cocina:

cocinaweb optimaled

Empecemos por la cocina. En ella, necesitamos conseguir puntos de luz de 300 Luxes que conseguiremos según la altura de nuestro techo con los Lúmenes que encontramos en la tabla. Recuerda a la hora de hacer tus cálculos que no contamos con el primer metro del suelo hacia arriba, ya que nos interesa la iluminación a la altura que la vamos a aprovechar.

cocina principal optimaled Una idea para esta zona podría ser un plafón LED de 20W 6000ºK. Existen diferentes tipos y modelos, nosotros nos hemos decantado por este.

Además de la luz principal, en la cocina vas a necesitar una luz de trabajo para realizar tus elaboraciones culinarias. Para esta zona necesitarás una luminaria adicional aunque con menos cantidad de lúmenes. Recuerda que la distancia afecta y esta luz estará mucho más cerca.

Una buena solución para esta zona podría ser un Plafón de 6W 6000ºK.

cocina luz de trabajo optimaled

 

 

 

 

 

 

  • Salón:

salónweb optimaled

Continuemos por el salón, vamos a contar con dos puntos diferentes de luz.

Por un lado, la luminaria principal que rondará desde los 450 Lm hasta los 700 Lm dependiendo de la altura de tus techos

como puedes observar en la tabla. Hemos pensado en una lámpara con una única bombilla para iluminar tu salón. Dentro de nuestra gama, la G45 de 7W 3000ºK sería la seleccionada.

 

salon 2 optimaledPor otro lado, seguro que en tu salón tienes alguna zona en la que sueles sentarte a leer. En ella necesitarás un punto de luz extra. En la fotografía observas una lámpara que apunta al sofá. En ella necesitarás una bombilla que ronde aproximadamente los 800 Lm. La bombilla R63 de 9W .

 

 

  • Comedor:

comedor optimaled

Del salón al comedor, con un único punto de luz centrado en la mesa central que utilizamos para las comidas. La luminaria que necesitas se muevo dentro de los 2000-3000 Lm.

comedor tabla optimaled

Este Plafón LED Circular Níquel 24W encaja perfectamente.

En zonas de paso, como el pasillo común que conecta las habitaciones de la casa, necesitaras menos cantidad de Lúmenes.

pasillo tabla optimaled

Pensamos que un aplique, será tu mejor aliado.

  • Baño:

baño optimaled

Nos encontramos con el baño, donde como en casi todas las zonas de la casa distinguiremos de nuevo dos puntos de luz. El primero de ellos, la luz principal, enfocada a darnos claridad en toda la extensión. Un downlight de 18W podría ser tu elección.

baño 1 optimaled

 

baño 2 optimaled

El otro punto de luz será donde realices tus tareas en el baño. El lugar elegido suele ser sobre el lavabo donde tenemos un espejo. En este punto no arreglamos, peinamos, maquillamos, afeitamos… es decir, necesitamos conseguir una buena concentración de luz.

Nuestra idea, una tira de led.

 

 

  • Dormitorio:

El dormitorio principal, aunque la mayoría del tiempo que pasamos en él es para descansar necesitaremos dos luminarias diferentes. La principal, a la cual no dedicaremos muchos lúmenes y la de apoyo, en la mesilla, para facilitarnos tener que leer algo desde la cama o realizar alguna tarea.

dormitorio optimaled

 

Para la luz principal podrías colocar una bombilla de filamento ambar que le de a tu dormitorio una ambiente especial.

 

Cómo luz de apoyo necesitarás algo más potente para esa lámpara de tu mesilla.

dormitorio 2 optimaled

 

  • Dormitorio 2:

Para terminar, hemos pensado en la habitación de los niños, también podría ser una sala de estudio.

En este caso, sobre el escritorio, donde los niños o nosotros mismos estudiamos, recomendamos una luminaria, que nos permita alcanzar los 600 luxes en el punto indicado. Necesitaremos una media de 700Lm para conseguirlo.

dormitorio niños 1 optimaled

 

Dentro de la gran variedad de bombillas que existen, nosotros elegimos esta para un escritorio.

 

 

dormitorio niños 2 optimaled

Tanto si tenemos una habitación para los niños como una sala de estudio, este ambiente requiere de una luminaria un poco más potente que nuestro dormitorio. En concreto, el doble de lúmenes en la luminaria principal. Si utilizaste una bombilla de 6W en el dormitorio principal, aquí necesitaras aproximadamente una bombilla de 12W.

 

Esperamos este post te sirva de gran ayuda y a partir de ahora puedas interpretar mucho mejor los lúmenes de cada bombilla para iluminar tu casa con iluminación LED, creando diferentes espacios, acertando en la temperatura de color y eligiendo, por supuesto, la bombilla adecuada para cada caso.